DISFRUTA EN ESCENA. Y olvida tus miedos.

Fecha: martes, enero 11, 2022 Comentarios: 0 Visto: 233

“De alguna manera venimos al mundo con un stock de vergüenza, una cantidad que tenemos que gastar, pasándola, superándola. Y la única forma de perderla es encontrando espacios adecuados para hacerlo” Leo Piccioli, experto en oratoria e instructor en Udemy for Business.

Es natural que sintamos un miedo innato al exponernos por primera vez en público. Como nos cuenta Elena Martín, autora de la obra “Disfruta en escena. Y olvida tus miedos”, el acto de hablar en público, de exponerse públicamente, constituye la expresión ante los demás de lo que somos y de cómo somos, en la que se muestra nuestra capacidad intelectual, nuestros esquemas mentales, nuestra inteligencia intra e interpersonal, nuestra inteligencia corporal y, aunque se perciba de una manera inconsciente, también nuestra inteligencia espiritual.

“Se sabe que algunas de las causas que pueden provocar este miedo pueden ser creencias limitantes adquiridas en la infancia, inseguridad y falta de autoestima, miedo a ser juzgado o autoexigencia”. (pág. 11)

Hablar en público es un hábito que se debe entrenar, como un músculo. En otros países los niños practican desde la escuela esta oratoria y se dice que esa es la única receta para combatir el miedo escénico. Si fuese así, todas las personas que tienen práctica en la materia estarían inmunizadas ante ese temor. Y no es el caso.

“Si hablar en público fuese una cuestión de práctica, solo se daría el miedo en personas que no tienen experiencia”. (pág. 11)

Dentro de este original formato que adquiere la obra “Disfruta en escena. Y olvida tus miedos” encontrarás, entre otras cosas, anécdotas que le han ocurrido a Elena Martín en primera persona y ejercicios prácticos, algunos basados en técnicas teatrales o extraídos de diversas disciplinas como la Inteligencia Emocional y otros creados por ella misma, que te invitarán a conocerte mejor, aumentarán tu seguridad y te ofrecerán prácticos recursos. Así es como nos presenta la autora su libro:

“La estructura de este libro es un tanto particular. U original. O loca perdida.

Bueno… Puede que las tres cosas.

Claro, estaba yo aquí sentadita frente a mi ordenador, escribiendo desde la tranquilidad e intimidad de mi casa sobre el acto de mostrarse en público. Y me ha parecido un poco injusto. Si hablo de exponerse, tendré que hacerlo yo, ¿no?

He pensado que podía crear un… algo, que fuera charla, libro, cuaderno de ejercicios.

Es raro, lo sé. Además, ¿cómo podría hacerlo?

¡Con la imaginación, por supuesto!

Es lo maravilloso de estar leyendo, que puedes evocar con la mente lo que desees.

¿Cómo podríamos llamar a este invento? ¡Ya lo tengo! Como es un libro charla, lo llamaremos “lila” ¡Qué bien, creo que es el primer lila de la historia!

¿Cómo está estructurado el lila? Cada capítulo constará de tres tipos de contenidos, mezclados entre sí. Abriré cada capítulo, apartado o escena, con una anécdota real. Todas me han sucedido personalmente. Son situaciones extremas, algunas se podrían considerar hasta catastróficas.

El segundo tipo de contenido será de teoría. Explicaré los conceptos que me parecen importantes aunque, no temáis, soy más de compartir desde la práctica.

La práctica la mostraré con ejercicios, dinámicas y juegos, y constituirá el tercer tipo de contenido de cada capítulo. Varios de estos ejercicios y técnicas son creación propia”.

“En ocasiones uno está tan pendiente del otro que teme contrariarle al decir esto o aquello. Y por eso dejamos de decir nuestra opinión, lo que sentimos o lo que necesitamos” (pág.13).




Comentarios

Deja tu comentario